Bajar de peso con la infusión de alcachofa

por serpic0
infusion de alcachofa

Quieres bajar barriga y perder peso rapido y sin dieta? Conoce un remedio casero para bajar barriga y adelgazar cintura: infusión de alcachofas.

La alcachofa posee interesantes propiedades que podemos aprovechar para bajar peso. Esta verdura podría convertirse en el mejor aliado de aquellas personas que desean bajar esos kilitos de mas. Gracias a su acción depurativa, diurética y metabólica es excelente para quemar grasa.

La dieta con infusión de alcachofas puede convertir en un estilo de vida ya que te ayudara a mantenerte en forma y tener buena salud. Es muy fácil integrarla en recetas de cocina, puede prepararse en ensaladas, gratinada, en combinación con otros vegetales, salteadas, etc., asimismo se puede hacer en infusión, la cual es excelente beberla después de cada comida para aprovechar también sus beneficios en nuestro sistema digestivo, esta infusión también es buena tomarla en ayunas para depurar la sangre.

Disminuye los niveles de azúcar en la sangre, regula el transito intestinal y la digestión y sus propiedades desintoxicantes y antioxidantes tienen un papel clave en el proceso de perdida de peso.

La infusión se prepara hirviendo un par de alcachofas, enteras o picadas, en un litro de agua.

El sabor es amargo, pero no te vas a arrepentir.

Es un complemento muy eficaz para perder peso si lo asocias a una dieta saludable, rica en proteínas y baja en carbohidratos. Hoy en día la alcachofa se está vendiendo en capsulas o pastillas, las cuales son elaboradas a partir del extracto de las hojas, justamente de ellas es de donde se obtiene los principales nutrientes que ayudan a perder peso.

Por su alto contenido de cinarina, fibra y fitosteroles te aporta saciedad, elimina los depósitos de grasa y aumenta la diuresis.

Tiene propiedades diuréticas y depurativas que son muy beneficiosas para los riñones, ya que tiene cinarina que es una sustancia que estimula la secreción de bilis por parte de la vesícula mejorando de esta manera el metabolismo graso y aumentando la lipólisis (degradación de ácidos grasos) orgánica. Esta sustancia, además, ejerce un efecto diurético, estimulando al riñón y de esa forma ayuda a eliminar el exceso de líquidos y con ello las toxinas, mayormente el ácido úrico, por lo cual es muy recomendable en personas que sufren enfermedades circulatorias, gota o artritis.

También contiene Inulina, la cual ayuda a mantener estables los niveles de glucosa en la sangre. Esta propiedad convierte a la alcachofa en un alimento imprescindible para los diabéticos ya que disminuye el nivel de azúcar en sangre.

Contribuye en la producción de los ácidos necesarios para disminuir el nivel de colesterol en la sangre, regulando la presión arterial y previniendo la arterioesclerosis.

Tiene muchos minerales, fósforo, hierro, magnesio, calcio y potasio, además de vitaminas entre las que destaca la vitamina B1, niacina y vitamina C, con fuerte acción antioxidante.

Posee, fitoesteroles que contribuyen a controlar los niveles de colesterol en sangre y flavonoides con acción antiinflamatoria, lo cual protege contra las enfermedades cardíacas.

Algo que es muy importante resaltar es que la alcachofa tiene menos de un 1% de grasa, y poca cantidad de hidratos y proteínas, por lo tanto, su valor calórico es muy bajo (alrededor de 22 calorías por cada 100gramos).

Basándonos en su composición podemos decir que debido al efecto diurético, a su bajo aporte de grasas y sus escasas calorías, se toma a la alcachofa como un alimento ideal para quemar grasa y bajar de peso, pero siempre hay que tener cuidado con los efectos secundarios o las contraindicaciones antes de consumirla.

Puedes ver también...

Deja un comentario